La empresa atribuyó el resultado a menores ingresos en los negocios de distribución y transporte de gas en Colombia y Perú

Laura Lucía Becerra Elejalde - lbecerra@larepublica.com.co

El Grupo Energía Bogotá (GEB) presentó sus resultados financieros del segundo trimestre, en los que informó que sus ingresos operacionales del periodo ascendieron a $1,15 billones con reducción de 1,7% frente al mismo periodo del año anterior, cuando registró ingresos por $1,17 billones.

La compañía indicó que la leve reducción en los ingresos del periodo se debió a menor facturación en los negocios de distribución y transporte de gas natural de Cálidda, en Perú, y TGI, en Colombia, ante la menor demanda de clientes industriales y comerciales.

En su reporta la empresa informó también que la utilidad operacional del segundo trimestre de GEB ascendió a $426.828 millones, un aumento de 4% con relación al mismo periodo del año pasado, mientras que la utilidad neta consolidada del periodo fue de $577.234 millones, con una disminución del 2,6% frente al mismo periodo del año anterior.

En relación al balance del primer semestre del año, la empresa entregó un resulado positivo, pues la utilidad neta ascendió a $1,22 billones, con un crecimiento de 15,4% frente a igual periodo de 2019.

El Ebidta, por otro lado, pasó de $536.251 millones a $663.013 millones, con un crecimiento de 23,6%. Según la empresa, este indicador reflejó "la rentabilidad y sostenibilidad de la actividad operacional, producto de un portafolio de negocios diversificado, que en una gran proporción es remunerado en dólares, en medio de una situación sin precedentes como la
que vivimos actualmente".