La apuesta es que, para fin de año, Regional Express América tenga entre 23 y 25 rutas aprobadas y en una operación estable

María Alejandra Ruiz Rico - mruiz@larepublica.com.co

Avianca, en el desarrollo de su plan de transformación Avianca 2021, anunció la implementación de una adición de capacidad en los mercados de Colombia, Centroamérica y Ecuador. Estos nuevos vuelos son el resultado de la estrategia que busca ubicar los recursos operacionales de la compañía en las rutas con mayor demanda y mejor desempeño.

Esta nueva oferta adicional incluirá nuevas rutas desde Bucaramanga, a través de su aerolínea Regional Express Américas, que conectarán a la capital de Santander con Cartagena, Santa Marta y Cúcuta de manera directa y que iniciarán operaciones el próximo 16 de agosto. En total, las tres nuevas rutas suman 25 frecuencias más por semana. También se incluyó la nueva ruta Bogotá-Tumaco, con siete frecuencias a la semana y que empezará a volar el 1 de agosto con Regional Express Américas.

Con esta reorganización a nivel local, a través de la aerolínea regional, que empezará operación separada en noviembre, Avianca reiniciará operaciones en Honduras, donde desde el 1 de julio se retomaron las operaciones en el mercado doméstico con la ruta Tegucigalpa- San Pedro Sula.

Adicionalmente, desde el 1 de agosto se ofrecerán seis frecuencias adicionales a la semana entre el hub de conexiones de San Salvador y Los Ángeles, Estados Unidos. Con esta adición, se ofrecerán en total 27 vuelos a la semana entre estas dos ciudades y se espera que desde el 8 de agosto entre una frecuencia diaria adicional para completar cuatro vuelos por día.

Una de las rutas que dejará de operar a partir del mes de octubre es la de Barranquilla- Cali para darle prioridad a las que tienen mayor demanda.

En este sentido la aerolínea señaló que “todos los pasajeros con tiquetes comprados para fechas posteriores a la fecha de suspensión serán contactados para brindarles diferentes opciones de reacomodación dentro de la red de la aerolínea”.

Para Carlos Rodríguez, director de investigaciones de renta variable de Ultraserfinco, este tipo de transformaciones son necesarias para las empresas y “todas estas decisiones obedecen al plan estratégico. Las rutas que se están cerrado son las que no son rentables y las que se están abriendo probablemente tienen más oportunidad; todo esto es porque la compañía busca focalizarse en sus negocios principales: transporte de pasajeros, transporte de carga y priorizar otros cambios”.

Esta es la primera vez que la aerolínea anuncia nuevas rutas antes de ser implementadas, con el fin de volver la operación más rentable pese a que los márgenes de este mercado han sido variables en los últimos años.