La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

María Alejandra Solano Vargas - msolano@larepublica.com.co

El Superintendente Nacional de Salud, Gustavo Morales, resolvió no dar cumplimiento a la orden de “retornar a sus propietarios” la EPS SaludCóndor S.A., que recibió el 11 de diciembre del Juez Segundo Laboral del Circuito de Cali.

La Supersalud alega el desconocimiento de la totalidad del fallo de tutela  y algunas otras consideraciones entre las que según la entidad se encuentran que: 

La EPS no tiene las condiciones de capacidad tecnológica y científica para su permanencia, como que: no da cumplimiento a las metas de protección específica, no cuenta con sistemas de detección temprana y atención de las enfermedades de interés en salud pública incluidas en el plan de beneficios, no ha implementado, ni puesto en funcionamiento los procesos y procedimientos para la administración del riesgo en salud de sus afiliados, tampoco ha implementado la operación y adecuación de la red de prestadores de servicios y del sistema de referencia y contra referencia acorde con el perfil sociodemográfico y epidemiológico de los afiliados, que garantice la suficiencia, integralidad, continuidad, accesibilidad y oportunidad.

La EPS no ha superado las condiciones que llevaron a la decisión de intervención forzosa para liquidar y no cumple con las condiciones de permanencia y operación en cuanto al mínimo de afiliados, ya que a 30 de noviembre contaba con 234.740, muy por debajo del número de afiliados mínimo exigido por la normatividad vigente.

Los propietarios a quienes el Juez Segundo Laboral del Circuito de Cali ordena devolver la administración de la EPS, tenían la entidad sometida a manejos inadecuados, que se reflejan en situaciones tales como: 4.358 tutelas sin resolver por negación en la prestación de servicios de Salud incluidos en el POS, 662 tutelas en desacato sin resolver, por insuficiencia de recursos económicos, deudas por prestación de servicios de salud, por un valor de $166.000.000.000, sin respaldo económico para ser canceladas, relaciones comerciales de algunos socios con la EPS SaludCóndor S.A.: contratos de suministro de medicamentos, de prestación de servicios de salud, y de arrendamiento de bienes inmuebles de propiedad de algunos socios, los estados financieros no tienen razonabilidad financiera, debido a que no registran la totalidad de las transacciones, no están registrados el total de las cuentas por pagar por prestación de servicios de salud a IPS públicas y privadas, ni los gastos administrativos de la operación, lo que no permite establecer el nivel de endeudamiento real de la EPS SaludCóndor S.A.

Además, la Supersalud pidió al Consejo Superior de la Judicatura y a la Fiscalía que investigue nexos del Juez Segundo Laboral del Circuito de Cali con la firma accionante y las EPS involucradas en las dos tutelas. En ambos casos la tutela fue presentada por la firma Cedit Ltda.