Desde hoy regirá el cobro de $4 adicionales por kilovatio, medida con la que se espera garantizar la prestación del servicio de Emcartago y Electricaribe

Laura Lucía Becerra Elejalde - lbecerra@larepublica.com.co

A partir de hoy comenzará a regir una sobretasa de $4 por kilovatio hora que deberán pagar los usuarios pertenecientes a los estratos 4, 5 y 6 en el país, los usuarios comerciales e industriales y los no regulados del servicio de energía eléctrica. Esta medida, que se introdujo por medio del Plan Nacional de Desarrollo, no tendría, en promedio, un impacto mayor a $1.000 al mes en la factura mensual de los residenciales.

Desde la Superintendencia de Servicios Públicos y Domiciliarios, la superintendente Natasha Avendaño aclaró que, a partir de los consumos calculados en 2018, el incremento promedio en la factura de los estratos será de $680 para el 4; para el estrato 5 de $800 y el estrato 6 de cerca $1.100.

Ahora, ¿por qué crear una sobretasa? Esta medida busca garantizar el servicio de energía a los usuarios que dependen de empresas intervenidas, y que adicionalmente tienen problemas de energía eléctrica. Según Avendaño, estas serían Electricaribe y Emcartago. El dinero que se recaude con la sobretasa, que se espera sea de $130.000 millones anuales, irá al Fondo Empresarial de la Superservicios, un fondo ya existente diseñado para ayudar a las empresas intervenidas.

Dado que esta sobretasa está vigente desde el día en que fue aprobado el Plan de Desarrollo, pero estaba pendiente su reglamentación, el cobro es retroactivo. Esto implica que, en adelante, los usuarios también deberán pagar la cuota de los cinco meses que ya pasaron, lo que quiere decir que hasta marzo se cobrarán $8 adicionales.

LOS CONTRASTES

  • Natasha AvendañoSuperintendente de Servicios Públicos

    “En la Ley es explícito que esta sobretasa solo puede prestar recursos financieros a las empresas que tienen problemas de energía eléctrica, que son Emcartago y Electricaribe”.

“Hay un periodo de transición en el cual, para todo lo que se está causando a partir del 26 de mayo, se le dan unas pautas a las empresas para empezar a recuperar esos cobros, y hasta el 31 de octubre tiene plazo para ajustar sus sistemas”, comentó Avendaño, quien explicó que el cobro de estos meses será de $4 por lo consumido en los ciclos de facturación anteriores más los $4 por los corrientes. Adicionalmente, según lo estipuló el Plan de Desarrollo, este cobro estará vigente hasta el 31 de diciembre de 2022.

Si bien esta sobretasa transitoria ya es una solución para subsanar cuentas como el pasivo pensional de Electricaribe, y apoyará el financiamiento, el pago de obligaciones, la realización de inversiones y busca garantizar la continuidad del servicio de la compañía, José Camilo Manzur, presidente ejecutivo de la Asociación Colombiana de Distribuidores de Energía Eléctrica (Asocodis), asegura que hubiese sido preferible otro tipo de solución.

“Estamos de acuerdo en que se busque una solución estructural y definitiva para la problemática del mercado de energía de la Costa Caribe colombiana, pero hubiéramos preferido que se hubieran establecido unas opciones financieras diferentes a impactar la tarifa de los usuarios”, comenta Manzur.

El pasivo pensional de Electricaribe asciende a $1,5 billones
Dentro de las cuentas que se esperan apoyar con el recaudo de la sobretasa está el pasivo pensional de Electricaribe. A pesar de que inicialmente se había calculado en $1,2 billones, la Superservicios reveló la semana pasada que en realidad corresponde a $1,5 billones. Por otro lado, Avendaño reveló que se asignaron $800.000 millones para invertir en infraestructura en la región Caribe, con lo que se beneficiarán a 2,6 millones de usuarios.