El 'Día sin IVA' y el 'Black Friday' aliviaron las cargas que causaron el transporte y alimentos. El debilitamiento de los arriendos también presionó el índice

Juan Sebastian Amaya

El Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane) revelará hoy el penúltimo dato de inflación del año, ítem en el que el mercado proyecta una leve aceleración promedio de 0,08% en el Índice Precios del Consumidor (IPC) mensual de noviembre, según la más reciente encuesta de expectativas de Citi.

Este dato, de una inflación tendiente a 0, estaría presionado por los descuentos del Día sin IVA y el Black Friday, al igual que la caída de los alquileres.

En cuanto al costo de vida entre enero y noviembre, los 25 agentes consultados por el grupo concuerdan en que se ubicará en un promedio de 1,72%, y para todo 2020 prevén un corto incremento a 1,75%, muy cerca de los pronósticos del Banco de la República y del Gobierno, que la sitúan entre 1,8% y 2% para el año.

La especialista en economía local de Corficolombiana, María Paula Contreras, explicó que el ligero aumento mensual de la inflación en noviembre se daría por el rezago que aún persiste en los rubros de arrendamiento y educación, pues la pérdida de ingresos laborales de los hogares y la continuidad del desempleo en cerca de dos millones de puestos menos afectaron el dinamismo y la mayor inflación que traería consigo la reapertura económica.

“Esperamos una variación positiva de 0,05%, pero en términos anuales implica una leve desaceleración hacia alrededor de 1,7%. Los bienes y servicios no transables siguen generando presiones a la baja y vemos que la sección de arrendamientos seguiría débil por la situación que todavía hay en el desempleo, por eso aún no va a empezar a mostrar incrementos. En educación también tenemos un sesgo a la baja porque el Dane ha reseñado que las universidades han tenido retrasos en el cierre de procesos de inscripción y no han reportado aún sus tarifas, por lo que habría un efecto pequeño”, puntualizó.

En contraste, Contreras añadió que los bienes y servicios regulados podrían compensar esas presiones a la baja debido a que ya no hay más subsidios del Gobierno en servicios públicos y a que el transporte terrestre viene presentando incrementos de precios porque hay mayores costos de operación tras la reactivación.

Dentro de los 25 agentes del mercado consultados por Citi, solamente uno estimó que la inflación tendrá una contracción: Grupo Bancolombia señaló que será de -0,02%. Por el contrario, el resto de entidades cree que la variación será positiva y la lista de quienes tienen mayores proyecciones es liderada por XP Securities y Bbva, ambas con una previsión de 0,16%; seguidos por BTG Pactual, con un alza de 0,15%; el Banco de Bogotá, con 0,10%; y el Banco Agrario, con 0,90%. Las más bajas las tienen Bbva y Asobancaria (0,01%), Citi y Banco Popular, con 0,04%.

Entre tanto, el gerente de estrategias de Global Securities, Raúl Moreno, añadió que la semana de descuentos que hubo en noviembre, a través del Día sin IVA, la jornada del Black Friday y otras promociones en el comercio, también generó un alivio en la mayor inflación que se pensó iba a causar la reactivación económica, que generaría un eventual encarecimiento de precios.

“Estas jornadas en la semana de descuentos contrarrestarán los otros rubros que generarán presiones al alza en la inflación teniendo en cuenta la reactivación económica, por ello hubo un alivio en el mes”, comentó el experto.

En ese sentido, Sergio Olarte, economista principal de Scotiabank Colpatria, reseñó que, para esta ocasión, los precios de los alimentos vienen positivos en un momento de normalización después del confinamiento y del exceso de oferta que han tenido algunos productos perecederos, como la papa. Sin embargo, ese incremento de los alimentos, en efecto, se va a ver compensado por los impactos del Día sin IVA y del Black Friday.

“La compensación se evidenciará ya que los bienes transables de la economía y los bienes durables, como los electrodomésticos y la ropa, entre otros, pueden mostrar una disminución en los precios por cuenta de las promociones y de quitarles el IVA durante un día”, expresó.

LOS CONTRASTES

  • Sergio OlarteEconomista principal Scotiabank Colpatria

    “El alza en los alimentos se compensará por los efectos del Día Sin IVA y Black Friday porque los electrodomésticos y la ropa tuvieron disminución en los precios”.

El mercado espera que el Banco de la República mantenga tasas en diciembre
La encuesta mensual de expectativas de Citi arrojó que los consultados proyectan que este año el Emisor cierre con las tasas de interés estables en 1,75%, como lo han sugerido algunos miembros del Banco Central al reseñar las propias estimaciones del mercado. Para 2021, los encuestados prevén solo un cambio al alza en las tasas y las ubican en 2%.

Ese movimiento se proyecta a mediados del próximo año y, de no haber grandes cambios en la economía nacional y global, se mantendrían en esa cifra en todo el año.