La tasa de desempleo completó en mayo 10 meses seguidos de aumento mensual al ubicarse en 10,5%. El Dane reveló que el agro y la industria fueron los sectores más afectados.

Noelia Cigüenza Riaño - nciguenza@larepublica.com.co

El deterioro del mercado laboral se evidenció de nuevo en mayo puesto que el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane) reveló que la tasa de desempleo se ubicó en 10,5%, lo que representó un aumento de 0,8 puntos porcentuales frente al mismo periodo del año anterior. De este modo, ya son diez los meses consecutivos en los que aumenta la población que quiere trabajar pero no encuentra empleo.

“La tasa siguió en niveles de dos dígitos en mayo, pero la variación de este último dato no es estadísticamente significativa como la de los cinco meses anteriores. Además, la migración venezolana no puede ser considerada la causa principal del desempleo del país”, aseguró el director del Dane, Juan Daniel Oviedo.

En total, el número de desempleados creció en mayo 191.000 hasta alcanzar la cifra de 2,6 millones. Por su parte, se destruyeron 287.000 empleos, pues la población ocupada pasó de ser 22,4 millones a 22,1 millones. En especial, se evidenció una tasa mayor de desempleo en las mujeres (13,4%) frente a la de los hombres (8,3%) y se reveló que 72% de las personas que están buscando trabajo lleva menos de seis meses.

LOS CONTRASTES

  • Juan Daniel OviedoDirector del Dane

    “La población ocupada del sector agrícola se redujo en mayo en 200.000. Por su parte, en la industria manufacturera se eliminaron otros 117.000 empleos, principalmente en Bogotá”.

“Sorprende la ausencia de las declaraciones de la ministra de Trabajo, Alicia Arango, ante las cifras de desempleo de los últimos meses. Además, aparte de ver qué pasa con la oferta laboral (mayor número de venezolanos), hay que averiguar por qué no se está creando empleo”, manifestó Juan Carlos Guataquí, miembro del Observatorio Laboral de la Universidad del Rosario.

Si bien se percibió que los sectores que más empleo generaron en mayo fueron el del comercio (+206.000 trabajadores) y la construcción (+108.000), tanto el agro como la industria redujeron el número de empleados. En la primera rama se destruyeron 200.000 empleos y en la segunda otros 117.000.

“A mayo de 2019, el nivel de ocupación en la construcción llegó a 1,4 millones de personas, lo cual representa un aumento de 11,3% con respecto al mismo mes del año anterior. Ello permite contener aumentos en el desempleo y dinamizar el consumo de los hogares”, aseguró Sandra Forero, presidenta de Camacol.

Por ciudades, Quibdó (19,7%) y Valledupar (16,7%) fueron las que tuvieron la mayor tasa de desempleo en mayo seguidas muy de cerca por Ibagué, Florencia y Armenia, todas con una cifra de 16,6%. Al contrario, la menor proporción de desempleados del país se situó en Cartagena (8,0%), Barranquilla (8,4%) y Pereira (9,1%). Por su parte, la tasa de desempleo de Bogotá fue de 11% y la de Medellín de 12,4%.