Analistas

Nómadas en pleno 2018

GUARDAR

Durante estas vacaciones tuve el privilegio de conocer a personas que dicen ser nómadas en pleno 2018. Mi reacción cuando se presentaron de aquella forma, fue formularles cientos de preguntas, ya que en el paradigma en el que crecimos, siempre se pensó que los seres humanos habían evolucionado cuando lograron por fin asentarse en un solo lugar, cultivar la tierra y empezar a construir cimientos.

Pero viendo el mundo hoy en día, en el que todos se encuentran en la “Carrera de la Rata” en búsqueda de la felicidad en supuestas cosas materiales, y que lo que traen son apegos, estrés y fatiga crónica, quise entonces comprender por qué en pleno 2018 hay quienes practican un estilo de vida particular de nomadismo y qué beneficios trae, así que pretendo en estas pocas líneas contarles un poco lo que he descubierto.

Los nómadas son personas que no cuentan con una residencia fija, viajan de lugar en lugar, conociendo culturas y teniendo aventuras, y cada noche buscan dónde dormir sin estrés, ya que ello hace parte de la aventura.

Dur y Luis, quienes me contaron su historia compartieron conmigo lo siguiente: “Llegamos a ser nómadas por tres años porque iniciamos viajes constantes al punto que en esos tres años viajamos 100% de nuestro tiempo, es decir, no teníamos un lugar fijo a donde llegar diariamente, cada noche era dormir en un lugar diferente, ayer en Bali, y mañana en Taipei, tampoco lo sabíamos con anticipación, vivíamos el día a día como iba llegando y gracias al universo nunca nos faltó nada y sin ser millonarios lo vivimos en la abundancia, quedándonos en excelentes lugares para dormir, comiendo bien y disfrutando de cada momento en tantas ciudades diferentes”.

Ante mi preocupación acerca de no tener un lugar para llegar cada noche, me contestaron que eso hace parte de la magia “Un día de un nómada es impredecible, no visitas la misma tienda para comprar tu café de la mañana como normalmente lo hacen los sedentarios, siempre caminas diferentes calles, no sabes cuáles son tus próximas rutas”.

Escuchándolos hablar y contar sus historias observaba una capacidad increíble de adaptabilidad al cambio, desapego total de bienes materiales, una capacidad de conocer gente y hacer relaciones interpersonales increíbles, aparte de una constante felicidad al contar las historias.

Tuve que preguntar beneficios y desafíos de ser nómada y esto fue lo que me dijeron: Beneficios: 1. Sensación de libertad, poder ir a cualquier lugar, el mundo es el hogar; 2. Desapego de todo, viajaban con poca ropa, solo lo necesario, lo que los hace 1.000 veces más prácticos que una persona normal; y 3. Tranquilidad al no tener obligaciones estresantes por pago de créditos bancarios o cuentas de servicio públicos. Sumo a lo que me contaron es decir 4. Capacidad de relacionamiento, conocen gente de todas partes de mundo, y es allí en donde conocen la capacidad de compresión de cómo funciona el mundo realmente en su más humana expresión.

En cuanto a los desafíos me comentaron que había situaciones en que se encontraban en apuros graciosos, como por ejemplo cuando en inmigración les preguntaban su residencia, o cuando requerían cortarse el pelo o ir al dentista. El tema es aprender a saltar a vivir el aquí y el ahora, realmente, y entregarse a la experiencia de conocer el mundo por medio del apoyo de la gente que se va conociendo en el camino. Hoy tienen una empresa conocida como “ZoomIN Social Projects Media” en donde comparten sus experiencias mediante videos y apoyando a proyectos sociales alrededor del mundo. Así que están invitados a conocer el mágico mundo del nomadismo.

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés