.
Analistas 20/10/2022

Buscando visa…

Guillermo Cáez Gómez
Socio en CMM Abogados

Esta semana se conoció la noticia sobre la eliminación de la visa para turismo para el Reino Unido. Con este anuncio vinieron reacciones de todos los sectores e incluso se divulgó que esta misma solicitud se realizó al gobierno de los Estados Unidos. En términos de política exterior la eliminación de este tipo de permisos significa un buen trabajo de relacionamiento internacional que no se da de la noche a la mañana.

A pesar de haber sido crítico de gobierno de Iván Duque e incluso del mismo Juan Manuel Santos, debemos reconocer que esta noticia se debe al trabajo de estos dos gobiernos que buscaron, hasta lograr, que los colombianos podamos sumar un nuevo país sin tener que padecer los eternos, costosos y complejos trámites que se requieren para viajar a diferentes países. Si bien este gobierno no se podrá abrogar el logro como propio, a mi juicio sí significa la reafirmación de que el país no ha perdido la confianza de países a pesar de lo catastrófico que algunos analistas preveían para Colombia con la llegada de Gustavo Petro a la presidencia de la República.

Colombia sin duda es un mejor país que hace treinta años, nos falta, pero no podemos quedarnos con el retrovisor puesto solo para señalar lo malo del pasado, cuando lo que viene, bueno o malo nos beneficia o perjudica de igual manera a todos los que vivimos, trabajamos y dependemos de la estabilidad económica del país para tener bienestar. Esta columna se llama buscando visa, porque desde antes de que fuera electo el presidente Petro, muchos conocidos y familiares los vi desesperadamente buscando alternativas para contar con otra nacionalidad que les permitiera emigrar a buscar lo que no se les ha perdido en el país.

Este tipo de espaldarazos si bien son producto del trabajo y dedicación de gobiernos anteriores, son señales claras de que tal vez, solo tal vez, nosotros mismos estamos siendo mucho más apocalípticos que quienes nos observan con absoluto detenimiento antes de dar este tipo de pasos. Reino Unido no da un paso como este en falso, para mí es un buen presagio sobre las posibilidades que se abren con decisiones de este calibre para los colombianos que por muchos años habíamos tenida restringida la posibilidad de entrar a determinados países que cuentan este tipo de limitaciones.

Tampoco es de sacar carro de bomberos, claro está, pero es momento que salgamos del pesimismo, de la resistencia al cambio y nos sumemos a apostar por un país que requiere más ciudadanos empujando para el mismo lado, sin importar que sea una u otra tendencia política la que esté al mando del país. Por supuesto no se trata de ser un comité de aplausos por simpatía política o unos saboteadores por antipatía, lo que debe reinar es el equilibrio para poder reconocer -como lo dijo Iván Cancino en un trino estos días- que este tipo de noticias son el resultado de un proceso iniciado en gobiernos anteriores que permitieron ambientar el espaldarazo que mencioné anteriormente.

Así que queridas lectoras y lectores, los invito a salir del pesimismo absoluto, de encontrar en esto un aliciente para recobrar la esperanza sobre la posibilidad de que, así como Colombia es un mejor país que el que teníamos hace treinta años, es probable que después de estos cuatro de gobierno de Petro, lo seamos aun más. Por convicción (y no política) le apuesto a que este gobierno cumpla su promesa de campaña de equilibrar la balanza y dejar al final de su gobierno un legado de transformación y no de demagogia.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA