Analistas

Eslabones perdidos del capital

GUARDAR

Fortalecer equitativamente los mercados de capital debe ser una prioridad económica y social en los países emergentes, pero además una responsabilidad compartida entre lo público y lo privado, sin que esto signifique que el Estado y en especial el ejecutivo pueda lavarse las manos y olvidarse de su rol y deber fundamental, de diseñar políticas públicas que lleven a cumplir tal fin.

Para nadie es secreto que tenemos uno de los mercados de capitales más débiles e incipientes del mundo, pese a los esfuerzos realizados en ambos lados, visibles desde la primera misión de estudios sobre el tema que ya completó veinte años de haber entregado sus resultados, dirigida entonces por el ministro Cárdenas, además de lo acaecido con el Mila promovido por la BVC, que está en veremos.

Ahora incursos en una nueva misión, todo parece indicar que la nefasta tendencia continuará, porque los hacedores de las políticas públicas desde los dos frentes, mantienen la mirada al problema solo desde la óptica del mercado público de capitales y olvidan la ingente necesidad de focalizarse en respuestas dirigidas a fomentar el continuum del capital, en especial y particular, empresas de calidad.

En la medida que exista un mercado privado de capitales pujante resultante de un dinámico y robusto continuum del capital asociado a apuestas productivas innovadoras jalonadas por los grandes jugadores mundiales, tendremos mayores opciones y oportunidades para desarrollar el mercado público; ambos sedientos de transformaciones que permitan movilizar la debida inversión.

Así el continuum del capital se constituye en el primer eslabón perdido al tratar el reto del desarrollo equitativo de los mercados de capitales, sobre lo cual comenté el caso israelí que resulta emblemático frente a los desafíos implícitos en los interrogantes que aún no logramos descifrar, el cual se cierne como modelo a emular, incluidos los casos malayo y de Singapur, grandes referentes del paradigma de desarrollo productivo innovador, adalid de éstas realidades. 

Las mejores prácticas y lecciones internacionales han demostrado la inefable y decisiva relación entre las grandes empresas trasnacionales ubicadas en sectores tecnológicos de alto valor agregado, con las mipymes que integran los clústeres del conocimiento innovador, y hasta que esto no sea bien asimilado y considerado seguiremos sufriendo las consecuencias micro y macro económicas que tenemos.

Por ese camino llegamos al otro eslabón perdido en esta cadena de generación de valor de los mercados de capitales, que tiene que ver con el Cross-listing, vimos en mi anterior artículo como las empresas israelitas son activas jugadoras en Nasdaq, Nyse, Amex, LSE y ASX; siendo la Bolsa de Valores de Tel-Aviv con 473 empresas listadas, cuna de ese boom de ofertas iniciales globales.

Acá tristemente estamos a años luz de distancia de esa afortunada circunstancia, sin embargo nunca será tarde para empezar a transitar el sendero correcto del fortalecimiento equitativo del mercado de capitales aunque sigamos patinando en el resbaladizo e incierto terreno de las cartillas desgastadas y los consensos acomodados, exacerbados por egos e intereses particulares bastante desubicados.

Vemos como la Reforma Tributaria desconoció estos fundamentales y sustanciales conceptos y requerimientos, para evolucionar de la economía oligárquica que nos caracteriza, a una guiada por el Estado para el fomento emprendedor innovador.

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés