Analistas

Y ocurrió lo impensable…

Hubiera casi que apostado mi casa a que los ingleses iban a votar en contra de salir de la Unión Europea. Algunas personas que me aprecian siempre me han dicho que a veces cometo un error bastante elemental en mis análisis de las coyunturas. Específicamente, me dicen estas personas, que en varias ocasiones “sobreestimo la racionalidad de las personas”. Pues parece que tienen razón…Quizás sea hasta “sano” meterle un poco de cinismo a las cosas y jugársela de vez en cuando a que efectivamente la gente es muy idiota a la hora de tomar decisiones.

Porque, créanme, el voto del #Brexit no es un voto lógico. Es un voto equivocado cuya génesis es la información inexacta y los prejuicios de las personas. El voto a favor del #Brexit no va a traer menos impuestos en Inglaterra como dijeron los promotores del “Leave”. Lo que va a traer es más impuestos. La salida del mercado único tampoco va a traer más crecimiento económico. Lo que va a traer es una recesión. El hecho de que el Reino Unido vaya a salir de la Unión Europea también implica que la industria financiera de Londres va a perder su estatus preferencial actual, lo cual es una verdadera tragedia. El voto a favor del #Brexit tampoco le va a ayudar a los campesinos de Inglaterra. Al contrario, estos campesinos van a dejar de recibir una cantidad relevante de subsidios de la Unión Europea (€ 3.000 millones).

Es tan clara la cosa, que ya ni siquiera los que promovían el “Leave” se atreven a repetir las mentiras que utilizaron en campaña. El único discurso que están utilizando hoy esas personas es el de la “independencia” y de la recuperación de “la identidad nacional”. ¿Acaso es que en Inglaterra ya no se habla inglés? ¿Ya no existe Buckingham Palace? ¿Por Dios, independencia de quién, de qué? ¿Acaso Alemania tenía invadido a Inglaterra hasta el viernes pasado?

El hecho es que ganó la ignorancia, la xenofobia, y el proteccionismo. Es cierto que la parte “pura” del manifiesto del “Leave” no es anti-comercio. Pero la gente que votó a favor del #Brexit NO votó a favor del libre comercio. La gente que votó a favor del #Brexit votó a favor del proteccionismo y de la prohibición del libre movimiento de los trabajadores. Específicamente, la gente votó en contra de permitir la entrada de trabajadores temporales de Polonia al Reino Unido.

Nada es gratis en este mundo, y más aún cuando se refiere a la estupidez. Es fácil predecir un par de cosas que van a suceder en el mundo a razón de esta decisión que tomaron los británicos. Entre otras: (1) Inglaterra va a sufrir una contracción económica en el 2017, porque la inversión privada va a colapsar. ¿La razón? Muy sencillo: nadie en su sano juicio invierte cuando no se sabe cuáles son las reglas de juego, ¿o es que acaso alguien hoy en día sabe cuál va a ser el estatus de Inglaterra dentro del mercado único europeo en el futuro? (2) La caída del PIB en el Reino Unido va a generar efectos colaterales dañinos en el resto de las economías del mundo, porque el Reino Unido es un jugador importante en el ámbito internacional. (3) Algunos movimientos separatistas van a utilizar el ejemplo de Inglaterra con el típico “sí se puede!”. Este hecho es muy problemático para el futuro de la Unión Europea.

Lo único bueno que saldrá de acá es que las autoridades mundiales se van a ver obligadas a decretar más estímulos para contrarrestar la caída en el PIB mundial. Y eso le debería ayudar a los activos de la región emergente a ganar un poco más de valor. Pero de ahí, pare de contar…